Inteligencia financiera

La violencia económica

Dado que la violencia económica puede darse de forma aislada, a veces pasa desapercibida haciendo un enorme daño a la víctima aunque suele ocurrir que violencia económica venga unida a otros tipos de violencia, sobre todo, violencia psicológica. 
Si sufres violencia, aprende a preparar tu huida con este libro de lectura gratuita
¿Qué es la violencia económica?

La violencia económica es el ejercicio de acciones encaminadas a comprometer la economía de una persona cercana con distintos objetivos. Como en el vídeo que te dejo abajo, uno de los motivos es el de controtolar a la víctima y que el dinero no sea un obstáculo para perder el control. Éste es el típico objetivo que se fija una pareja maltratadora. Sin embargo no es el único que puede ejercer la violencia económica. Los cazafortunas, es decir, las personas que se casan para disfrutar la fortuna de sus parejas, también ejercen violencia económica.  Un tercer grupo de violentos económicos podrían ser los envidiosos. 

Éstos últimos no necesariamente forman parte del núcleo familiar. Un jefe déspota o un compañero de trabajo que aspira a un puesto, puede ejercer violencia económica a través de la violencia profesional, comprometiendo el futuro de un empleado. Pero, por supuesto, también podemos encontrar personas envidiosas en el entorno cercano que, mediante acciones de boicot emocional, prohibiciones o exigencias, pueden provocar en su víctima el empobrecimiento profesional y económico. 

¿Qué tipos de violencia económica hay?

Existen tantos tipos de violencia económica como formas de ejercerla y trataré de especificarte todas las que se me ocurren: 

  1. Convirtiéndose en un parásito económico: Es propio de los cazafortunas y algunos maltratadores. Se trata de personas que viven de la economía de otras personas suponiendo una verdadera carga económica con exigencias económicas crecientes y asfixiantes y con unos niveles de gasto que sobrepasan la capacidad de generar dinero de sus víctimas.  En los casos más extremos, éstas personas llegan a contratar servicios en nombre de sus víctimas, falseando sus firmas y llegan a generar en la víctima situaciones de endeudamiento y empobrecimiento extremos. Algunos cazafortunas pueden llegar  a programar el asesinato de sus víctimas con el único fin de adueñarse de su patrimonio.
  2. Convirtiéndose en un limitador económico: se trata de personas que impiden que sus víctimas pueden crecer en su profesión o en la búsqueda de sus sueños para que logren sus objetivos económicos. Son parejas celosas o compañeros envidiosos que no soportan el éxito financiero de sus compañeros. 
  3. Estafadores: son los violentos económicos profesionales. No tienen una única víctima sino que recopilan varias víctimas para arrebatarles parte o todo su dinero y sus elecciones, en cuanto al tipo de víctimas, no son emocionales sino simplemente prácticas: escogen a las personas más susceptibles de caer en su trampa. 
  4. Violencia económica emocional: se trata de un tipo de violencia mediante el cual, se le compromete la economía de las personas mediante el uso de sus sentimientos o su filantropía. En nombre del amor, de la justicia, de la fe o la religión, se le saquea el bolsillo de la víctima. Es la típica estrategia de las sectas pero también la utilizan las parejas. 
Consecuencias de la violencia económica

Como hemos ido tratazando a través de éste artículo, las principales consecuencias de la violencia económica son, desde una pérdida más o menos seria del patrimonio (que en algunos casos podría llegar al absoluto empobrecimiento de la víctima) hasta el asesinato de la víctima por cuestiones financieras. 

Sin embargo, hay otras consecuencias colaterales que es importante considerar como, por ejemplo, el síndrome de estrés postraumático de la indefensión económica y del daño en si. Muchas personas que se ven arruinadas por alguien que les ha acompañado y que incluso han amado, sienten un dolor que les impide volver a confiar en las personas, les genera todos los síntomas del estrés postraumático (pensamientos repetitivos, ansiedad, enfermedades coronarias…). 

Además también hay que considerar a las víctimas laterales, personas que también dependían de la víctima económicamente y cuya estabilidad se ve ahora comprometida una vez realizado el daño: hijos o enfermos al cargo de la víctima.

Causas de la Violencia económica

En el libro “Tú eres dinero” se explica las dos formas en cómo nos relacionamos con el dinero: una de ellas es considerando que el dinero es azaroso, fortuito y caprichoso y que se relaciona con nosotros en una forma que no podemos controlar. La otra forma es considerando que el dinero es la consecuencia de nuestras acciones y nuestra capacidad de crearlo y multiplicarlo y que sólo hay que aprender cómo hacerlo.

Las personas del primer grupo son personas que están a expensas de su suerte porque no hacen nada para cambiar su situación. Sólo esperan que algo mejore sus vidas. Éstas personas son las que con más probabilidad ejerzan  violencia económica porque piensan que la única manera de ganar dinero es trabajando y que no desean trabajar, que es mejor adherirse a personas que sí tienen formas de generar dinero con su ingenio y con sus habilidades y, sencilla y llanamente, saquearlos. 

Podríamos decir que es un silogismo erróneo mal aprendido porque la creación del dinero no depende del binomio trabajo versus robo. Hay un sinfín de formas alternativas de generar dinero que no tiene por qué implicar la mera elección de estas dos pobres posibilidades. 

La educación financiera, formar a los niños de ahora en la idea de que dentro de ellos está la forma para crear dinero, podría reducir los actos de violencia económica. Por eso es muy importante que las escuelas de hoy eduquen dentro de esa filosofía del círculo virtuoso del éxito.

Curso Educar en el éxito
Educar en el éxito

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

WhatsApp chat